Entérate de mi nueva idea: ¿Árbol Genealógico Empresarial o Árbol Relacional?

Con todo esto de la pandemia, a las mamás nos tocó ser –adicional a todo lo demás- maestras, profesoras, educadoras…, en fin, un rol que aunque reforzamos en casa, no era de nuestra entera responsabilidad.

Así que en uno de esos tantos quehaceres escolares, a mi hija le colocaron una actividad referida al “Árbol genealógico” y mientras lo desarrollábamos, no dejaba de pensar en si era posible llevarlo al plano Empresarial y ¿cómo sería?.

Pues bueno, tomé lápiz, papel y comencé a imaginar cómo iría la cosa, ¿qué significaría?, no literal, pero sí el cómo las relaciones de los que ya no están y los que aún siguen allí, afectan positiva o negativamente los resultados en una Organización, así como sucede en las familias.

Un árbol genealógico está compuesto por nuestra generaciones pasadas y presentes, la relación filial que tenemos, las cargas genéticas y sociales que compartimos y la relación que creamos con otras personas que se vuelven parte de nuestra familia; así que supongo estarás pensando: “mi alma! y ¿cómo entonces podemos crear un árbol genealógico de una Empresa?, pues bien, yo lo veo así:

Desarrollando mi Idea

1

Un árbol genealógico inicia con incorporar tantos antepasados queramos, así que en una Empresa lo haríamos con esas personas con las que nos interrelacionamos, con esas personas que hicieron cambios, los innovadores, los creativos… que por mucho o poco tiempo generaron un cambio, marcaron la diferencia y se convirtieron en parte de esta familia.

2

Lo siguiente sería abrirnos a la información, al conocimiento de quiénes somos o fuimos en esta familia empresarial y para ello necesitaríamos: Nombres y Apellidos, Fotos, Cargo, Año de ingreso, Año de culminación (si ya no se encuentra), Años en la Empresa, Área de conocimiento, Información familiar relevante (estado civil, si tiene hijos…), Fecha de nacimiento y cualquier otro dato que nos ayude a identificar a ese miembro.

3

Hacer la diagramación pensando “literal” en un árbol, donde las Raíces serán aquellos que día a día nutren de información, entusiasmo, proactividad, al resto de las personas que conforman las ramas y hojas; aquí en esta base, en estas raíces que son las que sostienen y alimentan, deben estar los resilientes, los conversadores, los empáticos, los transformadores, los positivos, los “buena vibra”.

4

El Tronco, aquí deben estar los líderes, esos que conectan las raíces con las ramas y hojas, esos que se convierten en políglotas y pueden hablar distintos idiomas y manejar muchas lenguas para así lograr, que todos entiendas lo que se quiere comunicar. Esos que revolucionan al árbol, lo estremecen, que con su manera única y distintiva de hacer las cosas, han permitido que este árbol se mantenga en el tiempo.

5

Las Ramas y Hojas, aquí estarían todos aquellos que nos apoyan a que ese árbol sea atractivo, los flexibles, pues deben permanecer a pesar de lo que pudieran enfrentar. Son los que invitan a otros a sumarse a esa familia y robustecerla. Aquí también están los operativos, esos que día a día están creando luz y conocimiento para compartir, los que sanan a través de su verdor, su energía positiva.

7

A este árbol genealógico le hace falta definir el cómo se comunican y relacionan, identificar quiénes se convertirán en semilleros para que esta familia crezca, desarrollar buenos genes comunicacionales y actitudinales que permitirán la expansión en bosques frondosos; pues las familias hacen eso, crecen y pasan de generación en generación lo importante, la cultura, la tradición, con su adaptación al momento que le toca vivir. Es decir, la esencia misma que los diferencia de otros, esos rasgos únicos que entre muchos bosques, hacen detener a las personas para admirarlo y querer quedarse allí, soñando y anhelando ser uno de ellos.

Visión

Para mí, la genealogía de una Empresa es importante para que todos sepan de ¿dónde vienen?, ¿por qué están? y ¿hacia dónde van?, apreciar lo que cada uno de los que ya no están y los que siguen allí aportan a lo que hoy por hoy es la Organización. Si no sabemos de dónde venimos, ¿cómo podremos ser conscientes del a dónde quiero llegar, con quién quiero llegar y cómo quiero llegar?

Es por ello que para trabajar con mi hija y exponer mi idea, leí varios artículos, pero estos 2 me hicieron clic para pensar ¿qué tanto nuestra emocionalidad impacta sobre la genealogía de la Organización?, ¿Cómo lo vería un CEO, como un árbol genealógico o como uno relacional?. Te invito a revisarlos y sumergirte en esos pensamientos que te hacen querer saber más y luego comenta qué te pareció mi idea: “El árbol genealógico: una herramienta de crecimiento y sanación” y de nuestra bloguera Rosa Masi “Tu fuego interior”.

Nos volveremos a encontrar a la vuelta en este mismo espacio y recuerda: todo fluye.

Abrazos virtuales.

The following two tabs change content below.
Avatar

María Cristina Benavides

Licenciada en Administración con más de 10 años en el ramo de la empresa privada, experiencia en el área de Supply Chain (SC), manejo de equipos multidisciplinarios, ama de casa, esposa y mamá de una princesa adolescente que con amor llamo "mi mona" y ahora presente a través de este maravilloso portal, con el cual te ofrezco mi experiencia porque creo firmemente que juntas somos poderosas, caminemos juntas un día a la vez dejando que todo fluya con el universo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ir arriba
× ¡Comunícate con nosotras!